• Mi cuenta
  • Envío 24h en península antes de

Las vitaminas fitness, no solo para tu salud

Mantener en invierno el bienestar y tus músculos requieren de vitaminas fitness, que cuando trabajan en sinergia🍍hacen sentirse NAT🍍.

En invierno, si entrenas y estás cansado, te cuesta recuperarte y tienes un mal presentimiento durante el entrenamiento … ¿y si fuera una deficiencia de vitaminas fitness lo que te impedía sacar el máximo partido a tu entrenamiento?…

Incluso si te parece que no necesitas de ninguna de ellas en forma de suplementos y sientes que las obtienes en lo suficiente de tu dieta, te sorprenderás que si tienes una ayuda extra podrás desarrollar mejor los músculos y reparar tus tejidos musculares mientras los construyes.

Obviamente de nada te sirve una mala alimentación y tus vitaminas fitness cuando quieras obtener resultados deportivos. Si bien las vitaminas son fundamentales para hacer funcionar el organismo: cuerpo y mente, como no pueden ser sintetizadas, deberías comerlas para absorberlas.

Las vitaminas se dividen en dos grupos bien diferenciados, las vitaminas hidrosolubles que se disolverán en agua como las vitaminas A, D, E, K, y las vitaminas liposolubles que se disolverán en grasas, incluidas las vitaminas del grupo B y C.

La constructora muscular, vitamina A

La vitamina A, contenida en la mantequilla, a menudo se excluye de las dietas por error, sin embargo, es una vitamina saludable, pero no solo eso.

A medida que aumenta la síntesis de proteínas, el nivel de vitamina A disminuye, ya que su descomposición es necesaria para este proceso. Por lo tanto es esencial para el crecimiento muscular, aunque su mejor efecto es sobre la testosterona.

La multifuncional, vitamina D

Es la vitamina que se sintetiza al sol o al exponerte a la luz. También está ligada a la producción de testosterona y puede aumentarla en un 20%, además de ese poder explosivo que empezarás a tener cuando las consumas.

También mejora la salud y la fuerza de los huesos al actuar sobre la densidad mineral ósea. No obstante, es poco reconocida por su función en el correcto funcionamiento muscular, favoreciendo la contracción muscular durante el esfuerzo, así como la renovación de las fibras musculares.

La popular, la vitamina C

Es una de las vitaminas fitness más conocidas en términos de salud, es un poderoso antioxidante que protege las células musculares de la oxidación y el ataque de los radicales libres para una mejor recuperación y regeneración.

También participa en la fabricación de hormonas anabólicas y testosterona, aunque sabemos un poco menos sobre su papel sobre el colágeno, del cual es un componente esencial.

Recuerda que el colágeno es el componente principal del tejido conectivo, por lo tanto de huesos y músculos. Cuanto más resistentes son tus articulaciones, gracias a una de las vitaminas fitness más poderosas y otros compuestos así como la dieta, menos lesiones y dolores experimentarás.

El antioxidante por excelencia, la vitamina E

Es la vitamina de la piel; se utiliza contra las estrías y los problemas cutáneos en general, pero también es un potente antioxidante que protege las células durante el entrenamiento intenso.

Cuando estos radicales libres se acumulan, el cuerpo se carga de toxinas, lo que reduce el rendimiento, el crecimiento muscular, la recuperación y la salud inmunológica.

La vitamina E ayuda a reducir este estrés oxidativo cuando trabaja por ejemplo en sinergia con la vitamina C.

Además, reduce la presión arterial, mejora la circulación sanguínea, facilitando a los nutrientes para que lleguen a los músculos.

Las incomparables, vitaminas B

Las vitaminas del complejo B son muy importantes para el crecimiento y la recuperación muscular, por tanto son de las vitaminas fitness que no puedes dejar de tomarlas.

Entre ellos, la vitamina B6 y la vitamina B12 tienen un papel directo en el metabolismo de las proteínas.

Cuanta más proteína consumes, más vitamina B6 necesitarás para metabolizarla.

La vitamina B6 y B12 se apoyan mutuamente para producir más glóbulos rojos y células del sistema inmunológico.

Por otro lado, la no muy conocida vitamina B9, o ácido fólico, juega un papel en la producción de óxido nítrico (NO).

Esto te hará mejorar el flujo sanguíneo y promover el flujo masivo de nutrientes hacia los músculos, lo que te lleva a ser eficiente.

¿ Sabías del poder de estos nutrientes ?